Foto: Pablo Linés Viñuales

:: Ampliar Imagen ::

Museo Museo Nacional del Romanticismo
Inventario CE6166
Clasificación Genérica Escultura; Materiales cerámicos
Objeto/Documento Figura
Tipología/Estado Antropomorfa
Autor/a Cubero Gabardón, José (Lugar de nacimiento: Baena, 1818 - Lugar de defunción: Málaga, 1877)
Título Andaluza
Materia/Soporte Figura: Barro
Pigmento
Peana: Madera
Pigmento
Técnica Figura: Moldeado
Modelado
Cocción
Policromado
Peana: Tallado
Pintado
Dimensiones Altura = 25,50 cm; Anchura = 11,50 cm; Profundidad = 8 cm
Descripción Figura de barro policromado que representa a una maja andaluza con su brazo derecho apoyado en la cadera y el izquierdo levantado hacia la boca, en actitud de fumar un cigarrillo que en origen debió sostener entre sus dedos pulgar e índice. Lleva el pelo recogido en un moño bajo, con peinetas y flores. Viste corpiño atado con cintas bajo el pecho, falda larga de volantes roja, blanca y negra, manto oscuro sobre los hombros y zapatos negros.
La actividad artística malagueña del siglo XIX está indisolublemente unida a la producción de barros como el que nos ocupa. Estas figuras, que reproducen tipos populares españoles (y más específicamente andaluces) y escenas costumbristas, son producto de la mentalidad romántica del siglo XIX. Ilustrativas del valor heroico, la juerga, el cante, el sentimiento popular, los distintos tipos de las clases sociales o los oficios, atraían a los extranjeros por reflejar un mundo muy alejado de sus propias tradiciones. Muy demandadas por toda Europa, y en especial por los ingleses, son la respuesta a la demanda de un sector de viajeros que las buscaban como preciado objeto de coleccionismo, para recuerdo o "souvenir". En la misma línea que la literatura de viajes o la pintura costumbrista, su contenido artístico se basa en la exaltación de los valores que, relacionados con el folclore y el tipismo, tenía España en el imaginario europeo romántico. No obstante, además de los viajeros europeos, entre su clientela también se encontraba la burguesía española, que adquiría este tipo de pequeños objetos para decorar sus hogares.
Las figuras más representativas son acaso las de los majos y majas, tipos aparecidos en la sociedad madrileña del siglo XVIII, de origen humilde, pero cuyo narcisismo les lleva a vestirse con ropas de colorido y adornos tradicionalmente asociados al lustre de sangre y la riqueza. Por lo que respecta en particular a las majas, Alexandre de Laborde, en su obra Itinérarie descriptif de l´Espagne pondera sus facultades de seducción y se refiere a su gran destreza y apasionamiento, por su "aire despejado, desenvoltura, gracia en el andar, ojos vivos, atrayente, animada, sonrisa fina y agradable, talle esbelto, calzado refinado, vestido elegante y ligero".
En cuanto a la autoría de esta pieza, José Cubero es el representante de una de las dos familias más renombradas en la realización de estas figuras. Los Cubero ampliaron el catálogo de reproducciones con personajes de la vida cotidiana más allá de los contrabandistas, bailarines de fandango y campesinos de la provincia de Málaga que comenzaron haciendo a principios del siglo XIX los Gutiérrez de León.
Iconografia Andaluz/a
Datación 1860[ca]-1875[ca]
Contexto Cultural/Estilo Edad Contemporánea
Costumbrismo
Lugar de Producción/Ceca Málaga (Andalucía, España)
Subir

© Ministerio de Cultura y Deporte Accesibilidad | Mapa Web | Créditos | Contacte con Cer.es | Condiciones de uso | NIPO: 551-09-131-6