Inventario 2002/98/1
Clasificación Genérica Cerámica
Objeto/Documento Plemócoe
Componentes Tapadera (1); Cuerpo (1)
Materia/Soporte Cerámica
Desgrasante cerámico
Barniz antiguo
Técnica Figuras rojas
Cocción oxidante
A torno
Barnizado
Dimensiones Altura = 30 cm; Diámetro = 37 cm
Descripción Este vaso llamado "plemócoe", de pléme, flujo o corriente, y chéo, servir, consiste en un recipiente de cuerpo ancho y achatado, de forma ovoide, con el borde marcadamente vuelto hacia adentro para evitar que el líquido contenido en su interior no se vierta al ser removido o agitado, sin asas, elevado sobre un pie alto y provisto de tapadera rematada en un apéndice cónico. También se le llama "exaliptro". Su decoración, como es habitual en estos vasos, se limita a un friso de lengüetas negras y otro de puntos en el borde, junto a la boca. El resto del vaso está cubierto de barniz negro, excepto el pie, reservado.
Es un vaso específicamente ático utilizado como contenedor de perfumes tanto para uso personal como en rituales religiosos. Tuvo un carácter de lujo, pues fue un vaso de producción restringida, empleado sobre todo en el ámbito femenino. Fue utilizado para contener el perfume usado por la mujer después del baño y, especialmente, el baño ritual que precedía a la boda. Numerosas imágenes áticas del siglo V a.C. nos muestran a mujeres portando este tipo de vasos, tanto en escenas de gineceo y boda como ofreciéndolos en las tumbas. Son especialmente frecuentes las representaciones de plemócoes en los lécitos de fondo blanco, vasos específicamente destinados al ritual funerario, que ilustran la costumbre de ofrendar aceites perfumados a los difuntos. El perfume es esencia divina, es el aroma que destila del cuerpo o de los vestidos de las diosas, y, por tanto, esencia de inmortalidad. Afrodita, diosa de la fecundidad por excelencia, es la diosa de los aromas. Ella concede al difunto la ambrosía, ungirá simbólicamente su cadáver para que, a través del ungüento divino, alcance la inmortalidad.
La plemócoe también se uso en otros rituales religiosos. Ateneo (XI, 496, a-b) habla de plemócoes que se vierten "con palabras de buen presagio en el abismo de la tierra", y nos informa de que se usaban durante la celebración de los Misterios de Eleusis, cuando en el último día "rellenaban dos plemócoes y las colocaban una hacia el este, otra hacia el oeste, y entonces las volcaban pronunciando palabras místicas al hacerlo". Posiblemente la ofrenda consistiría en perfume, que a las diosas eleusinas, Deméter y Perséfone, agrada y conviene, pues ellas son también divinidades de la fecundidad que, a través de sus cultos, ofrecen la promesa del renacimiento y la vida eterna tras la muerte.
Datación 520[ac]-500[ac]
Contexto Cultural/Estilo Cultura Griega
Época Arcaica
Lugar de Producción/Ceca Ática
Catalogador Antigüedades Griegas y Romanas
Subir

© Ministerio de Cultura y Deporte | NIPO: 551-09-050-6Accesibilidad